Expedición Cultural

Revista Digital sobre Cultura Under Argentina. Artistas y lugares para conocer. Una expedición contínua hacia las distintas disciplinas del arte. Artistas emergentes. Música, Teatro, Cine, Literatura. Un viaje lleno de entrevistas, opiniones y más

Ezequiel Olasagasti – La gente dice amar a la lluvia

Ezequiel Olasagasti nació en 1989 en San Nicolás, Provincia de Buenos Aires. Es periodista y actualmente realiza su licenciatura en la Universidad del Museo Social Argentino. Tiene dos libros de cuentos: “El hueco del relámpago” (2015) y “Espejo convexo” (2017). Sacó también un libro digital de relatos y poemas de forma autogestiva llamado “Consideraciones sobre los goyetes” (2020), motivo por el cual en agosto de 2020 presentamos sus libros en la revista. https://expedicioncultural.com.ar/ezequiel-olazagasti-presentacion-de-sus-libros/.

Hoy lo invitamos a adentrarnos en la intimidad del escritor

Hola Ezequiel ¿Cómo te va? 

Hola, al momento de escribir esto muy bien. Encantado se ser parte de este hermoso espacio.

Siempre hacemos hincapié en los acercamientos a la vocación artística de nuestrxs entrevistadxs, aquel primer libro, frase o cuento que desató de tal manera tu imaginación que supiste que nunca más ibas a poder atarla simplemente a la realidad tangible.

¿Cómo surge la escritura en tu vida y qué de tu singularidad se vehiculiza con ella?, ¿Cuáles fueron tus primeras influencias?

No sé si les pasará a todos, pero tengo que decir que lo que primero que me impulsó a hacer historias fue la televisión. Miraba muchos dibujitos de pibe y quería hacer mis propias historias como veía en la tele. No lo veía como escritura, más bien era como hacer mi dibujito de marcianos, superhéroes, detectives, etc. Un poco soñaba con que esas historias se hicieran caricatura algún día. Después fui creciendo y leyendo más. Terminé dándome cuenta que no era necesario que las historias estuviesen dibujadas, con la imaginación al leer era suficiente o mejor incluso. Los libros de “Elige tu propia aventura” me marcaron y me llenaron de ideas. También los cómics. Hasta que llegué a los primeros libros como el principito, el fantasma de Canterville, Los mitos griegos, las fabulas y los poemas de Neruda.

Contás con una formación periodística que seguís cultivando actualmente como mencionamos en la intro, decinos ¿A través de qué medios ejercés tu actividad?, ¿Cómo surge esta iniciativa? y ¿de qué se  trata?

Tengo un programa de radio junto a unxs amigxs llamado “No me hables tan temprano» que por la pandemia lo adaptamos a un podcast semanal. También colaboró con un medio deportivo llamado “Globalonet» que crearon unos colegas periodistas en 2017. Ahí escribo cuentos deportivos y conduzco su formato  podcast. La verdad mi labor periodística es más del palo autogestivo. Me encantaría escribir más notas para distintos medios pero no cuento con el tiempo necesario. Sin contar que el medio está con una crisis laboral importante.

Hablamos de formaciones académicas, ahora bien, ¿De qué manera considerás que te formás como escritor?

Uno se forma como escritor escribiendo y leyendo. Leyendo mucho más incluso. Aunque creo que también uno se forma con todo, con la vida. Nunca está de más hacer cursos, talleres, ir a charlas de escritores que te gusten o leer ensayos literarios. También uno le agrega a lo que escribe lo que ve en la tele, las canciones, Netflix, el trabajo y hasta de las conversaciones que escuchàs en el bondi o los problemas de tus amigos y amigas.

Contanos de tus libros, la historia, lo que te causa a escribir y las consecuencias de tu creación.  ¿Es posible conocerte a través de ella?

Mis libros son un juego, una vocación y una experimentación. En cada uno traté de hacer algo distinto que muestre una evolución y que se note que me arriesgue a algo nuevo. Conservo un estilo pero no quiero escribir siempre de lo mismo de la misma manera. Me gusta hacer lo que me gusta leer. De chico hacia historias de detectives, leí a Neruda y empecé a hacer poemas, leí a Poe y empecé a escribir terror. Me pasa eso, quiero escribir los géneros y las historias que me parecen genialidades. Este último libro, por ejemplo, juegue más con la normativa. Experimenté con los tiempos, los narradores, las estructuras, usar puntos de vistas que nunca usé y creo que fui por un lado más social.

Los que me leen ven mucho de mí en las historias pero trato de alejarme lo más posible de lo biográfico. Quiero que se lea en la historia mi opinión sobre un tema pero sin decirla explícitamente.

Para que una idea se transforme en un hecho hay procesos mediantes, y estos procesos son personales, únicos, íntimos. Este es otro de los temas que despiertan nuestra curiosidad. Los procesos creativos que llevan a cabo lxs artistas a la hora de  trabajar. ¿Existen en tu caso esos momentos, sitios, entornos o preparativos específicos para escribir?

Creo que si algo te apasiona vas a hacerlo a la hora que sea y cuando sea. No creo mucho en eso de tener que esperar el momento propicio o a tener tiempo. La mayoría de los artistas tenemos un laburo que no podemos dejar porque nos inundan las deudas. También tenemos familia, estudios, amigos, etc. A veces tenés que escribir en el colectivo volviendo a casa o a la madrugada aunque dentro de dos horas tengas que salir para el laburo. La vocación artística es así, a veces es una maldición. Te hace trabajar después de trabajar y la mayoría de las veces no te da un centavo. Pero no podés dejar de hacerlo. Porque lo amás. Es como que el cuerpo y la cabeza te lo pide.

Estás presentando “La gente dice amar la lluvia”, tu tercer libro de cuentos, contanos: ¿Con qué nos vamos a encontrar en él? y ¿Qué lo diferencia de tus publicaciones anteriores?

Son trece relatos que abarcan cuatro géneros muy distintos. Lo realista, lo policial, las fábulas y lo fantástico. Creo que la idea central que recorre todas las historias es la sensación de sentirse preso. Ser esclavo del sistema, de las obligaciones, de tu trabajo pero también de tus vínculos, de tu culpa, de tu miedo y del amor. Uno es preso por convicción propia muchas veces. Creo que se diferencia de los anteriores por la forma en que está escrito. Jugué más con la forma de narrar una historia, no quería que fuera todo inicio, nudo y desenlace con narrador omnisciente. Siguen estando los temas que me interesan igual que en los libros anteriores. La protesta contra lo que consideró malo de esta sociedad. También las vueltas de tuerca y los finales sorpresivos que me encantan.

¿Participás de talleres o ciclos de lectura?

Los talleres literarios son grandes herramientas. Yo los recomiendo mucho. Antes de sacar mi primer libro hice un taller en el centro cultural Discépolo de Morón con Cristina Pradera. No sólo aprendí mucho sino que conocí gente talentosa que también ha publicado sus obras y hoy la rompen. Los ciclos también son un gran lugar de aprendizaje. Con mi pareja íbamos siempre al ciclo “Crudo» que organizaba la escritora Giselle Aronson. Con la pandemia descubrí ciclos nuevos on line como el de “Tren Insomne” y el ciclo “De la galera». Escuchar artistas nuevos es un gran aprendizaje.

¿De qué modo se puede acceder a tus obras?

Lo más fácil es a través de mis redes. Mi instagram es @ezequiel_olasagasti y soy de subir mucho sobre mi obra. Ahí pueden pedirme el libro que yo hago lo imposible por hacer que llegue. Si no quieren fumarse mis posteos pueden pedírmelo por mail también, eze_pka@hotmail.com

Muchas gracias Ezequiel por compartir este rato con nosotrxs. Dejanos enlaces a tus redes, plataformas y contacto para que el público esté al tanto de tus novedades y lanzamientos.

Mi Instagram es @ezequiel_olasagasti y me pueden encontrar en Facebook de la misma manera. Si no, por mail, eze_pka@hotmail.com

Para seguir tejiendo redes culturales, te pedimos que nos recomiendes un artista cercano a quien consideres que deberíamos conocer.

Quiero recomendarles a una artista de la música llamada Verónica Falco. Tiene varios proyectos musicales geniales y es súper talentosa. Además que tiene un gran compromiso social.

 


Te recordamos que la revista es autogestiva y necesitamos tu colaboración a través de la app cafecitos a fin de crecer como medio de comunicación y sostener la difusión de artistas independientes.

De esta manera podemos llegar a más gente, y fomentar eventos vía streaming; entrevistas y sorteos!

0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *